martes, 3 de abril de 2012

Venom - Welcome to Hell (1981)


La New Wave of British Heavy Metal nos dejó como legado un subgénero Heavy mucho más refinado. Sin embargo, dejó otro legado igualmente importante: el Black Metal. Los creadores oficiales de este género son los legendarios Venom. La agrupación que actualmente liderea Conrad "Cronos" Lant (bajista/vocalista) ha sido igualmente venerada y criticada. Han influenciado a incontables bandas importantes en la historia del Metal (incluidos a los cuatro grandes del Thrash Metal norteamericano) y sentaron precedentes dentro de los subgéneros Thrash, Speed y Death. Al mismo tiempo han recibido fuertes críticas de los medios por su música excesivamente cruda y su poco "refinamiento". Estos comentarios han venido incluso de personajes conocidos del Rock. A pesar de lo que se diga, el legado de Venom es innegable y su álbum debut "Welcome to Hell" fue un hito en la historia del Metal y uno de los discos más obscuros y agresivos en su época. El siguiente tema se titula "Witching Hour".




Sin duda alguna, la música de Venom conmocionó al mundo musical. La gente incluso sentía miedo de la portada del álbum y de los títulos de las canciones. A los "valientes" que escuchaban el disco les esperaba otro shock cuando se encontraban con ese muro de distorsión y velocidad que siempre ha sido la marca distintiva de estos ingleses. El disco abre con una caótica "Sons of Satan" en donde puede notarse una influencia del Heavy de la época en su dinámica y sus solos de guitarra. El tema principal gira entre la velocidad del ritmo y un riff principal excesivamente pegajoso. "Schizo" tiene algo de groovy, pero la distorsión del bajo y las rupturas de ritmo impiden que es tema afloje demasiado. "Mayhem Wih Mercy" es un breve track instrumental, y de donde la legendaria banda noruega Mayhem tomó su nombre. "Poison" tiene un excelente riff, el cual me suena como parecido a los elaborados por los norteamericanos de Motley Crue. "Live Like an Angel" podría sonar como un tema Rock N'Roll/Boogie de no ser por la distorsión y la velocidad. "Witching Hour" es un ataque sónico a toda velocidad, y es uno de los legendarios temas de la banda que aún hasta la fecha sigue haciendo sacudir cabezas. "One Thousand Days of Sodom" es el único tema donde hay una marcada desaceleración, y en la cual se distingue levemente algo de un estilo funky-groove que después fue la marca del Nu Metal.  Con "Angel Dust" aceleran de nuevo en una dinámica al estilo Motorhead, aunque mucho más sucia y malévola. "In League With Satan" mezcla un sonido que es perdominantemente de percusiones con un riff sencillo y suelto, resultando en una mezcla extremadamente hipnótica y original. Cierran con una "Red Light Fever" distorsionada y ruidosamente groovy. "Welcome to Hell" es un álbum crudo, áspero, sin ningún tipo de toque sofisticado. Esto no quiere decir que el álbum sea malo, sino todo lo contrario. La producción burda va en favor de la agresividad y la rapidez de las composiciones. A inicios de los 80's absolutamente nadie se atrevía a hacer lo que Venom hizo: cantar al diablo con música excesivamente ruidosa y veloz. El álbum debut de Venom tal vez no haya sido reconocido comercialmente, pero merece un altar junto con otras piezas clave del Metal.


Tracklist:
  1. Sons of Satan
  2. Welcome to Hell
  3.  Schizo
  4. Mayhem With Mercy
  5. Poison
  6. Live Like an Angel
  7. Witching Hour
  8. One Thousand Days of Sodom
  9. Angel Dust
  10. In League With Satan
  11. Red Light Fever

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada